La célula de ‘El Mencho’ que presuntamente se infiltró en barras del Atlas

El Mencho
Compartir en facebook
FB
Compartir en twitter
TW
Compartir en whatsapp
WA
Compartir en email
Email
Compartir en telegram
Telegram

Sin confirmar la presencia de integrantes del Cártel de Santa Rosa de Lima y del Cártel Jalisco Nueva Generación en las barras del Querétaro y Atlas.

La Fiscalía del Estado tiene por delante el reto de aclarar si los actos de barbarie en el estadio La Corregidora se premeditaron, los ordenó un jefe criminal y determinar la razón del fracaso del operativo de seguridad.

En los medios locales comenzó a surgir la versión sobre que una banda dedicada al huachicoleo infiltró a sicarios en La Resistencia.

Esto fue por detectar que presuntamente en La Barra 51 había criminales del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG), ligadas a Salvador Reséndiz Hernández alias el Rex, líder de la célula de Los Hades.

El grupo afín al CSRL sería el de la célula liderada por el criminal identificado como Beto o El Betito.

Aparentemente este líder huachicolero llegó al estadio acompañado por un grupo de jóvenes que ya son investigados como probables ladrones de combustible disfrazados de fanáticos de los Gallos Blancos.

La Agencia de Investigación identificó en uno de los videos de redes sociales que  El Gordo, criminal que opera en el municipio de San Juan del Río, vociferó no dejar vivos a sus rivales.

El Mencho

‘El Mencho’ y su relación con las barras

El Mencho cobijó a Los Hades para controlar Querétaro, luego de la pugna interna que se desató entre Reséndiz Hernández y su ex aliado El Fénix.

‘El Rex’ fue detenido en Garibaldi el pasado 21 de octubre.

Este jefe criminal de El Mencho operaba en Hidalgo, Estado de México y Querétaro, donde era uno de los objetivos criminales prioritarios de la administración estatal.

Su grupo, ‘Los Hades’, se hicieron del control del robo de combustible con tácticas agresivas para desestabilizar y desacreditar a las autoridades y desde el 2019 aterrorizan a pobladores de municipios como Empalme y San Juan del Río.

La presencia de esta célula del CJNG ocasionó una disputa con la banda ligada al CSRL; guerra que parece estaba siendo ganada por los sicarios de El Mencho.

Y parece que una manera de cobrarse la afrenta fue la de organizar la brutalidad contra la barra del Atlas, aprovechando la supuesta rivalidad entre ambas aficiones.

Sin embargo, los generadores de estos actos sangrientos comenzaron a atentar contra civiles que nada tenían que ver con la disputa de bandas criminales o barras.

  • Los elementos para considerar que la violencia en La Corregidora fue orquestada por el crimen organizado son entre otros:
  • La ausencia y aparente complicidad de los cuerpos de seguridad.
  • El relajado protocolo de vigilancia en un partido de alto riesgo
  • Así como la brutalidad de los agresores, quienes seguían golpeando a las víctimas a pesar de no estar conscientes y de dejarlos desnudos.
  • Además de robarles sus identificaciones para entorpecer el trabajo de las autoridades para conocer la identidad de las personas asesinadas o moribundas.
  • Un punto más es la coordinación usada para atacar desde varios frentes.

Parece que el crimen organizado secuestró un espectáculo familiar y el reto será recuperarlo.

⇒ TE PUEDE INTERESAR: Querétaro vs Atlas. Las veces que el narco se infiltró en el futbol 

Compartir en facebook
FB
Compartir en twitter
TW
Compartir en whatsapp
WA
Compartir en email
Email
Compartir en telegram
Telegram
Notas relacionadas
Hoy en Unión Jalisco