Comida típica de Jalisco para Navidad: Platillos, bebidas y postre

Compartir en facebook
FB
Compartir en twitter
TW
Compartir en whatsapp
WA
Compartir en email
Email
Compartir en telegram
Telegram

Con todo y la contingencia sanitaria de coronavirus, el Gobierno de Jalisco anunció se espera la llegada de miles de visitantes para pasar las vacaciones de Navidad y Fin de Año en los diferentes destinos turísticos del territorio.

Por lo que sí hay personas que llegan a pasar las vacaciones con familiares o se hospedan en hoteles no será raro que para la cena de Navidad le ofrezcan sus anfitriones algunos de estos platillos, bebidas y postres.

La realidad es que los jaliscienses siempre incluyen en sus alimentos ingredientes muy peculiares y que hacen de platillo muy populares en el país destaquen por su estilo tapatío como lo es el menudo, la birria o el pozole.

Consideran que el pozole estilo Jalisco es de los más reconocidos y nutritivos por ingredientes como el chile chilacate o la carne de cerdo. La bebida imprescindible que no debe faltar en una mesa jalisciense es el tequila.

A los amantes de la cenas con altas proteínas se les debe ofrecer su tradicional carne en su jugo; es un guisado elaborado con bistec de res cortados de manera fina, macerados en una mezcla de jugo de limón y consomé de pollo, posteriormente se fríe tocino y cebollas cambray y se utiliza esa grasa para freír la carne, de ahí se agrega una salsa de tomates y se sirve con caldo de frijoles de la olla.

Si quieres algo igual de rico pero no tan conocido lo tuyo será el caldo Michi; no es más que una sopa de pescado de agua dulce que se cuece en su jugo. Tradicionalmente, se prepara con bagre o tilapia, y se acompaña de verduras cocidas como papa, chayote, calabacitas, jitomate y también tomate verde.

Lo acompañan con diferentes tipos de chile, limón y sal.

Para cerrar con broche de oro no debe faltar la jericalla; el postre está hecho a base de leche, huevos, vainilla, canela y azúcar. Hacerlo es muy sencillo, así que valdrá la pena el tiempo que inviertas.

Muchas son las versiones del origen de este postre, sin embargo la más popular es aquella que data en el sigo XIX. El postre lleva el nombre del lugar en donde nació una de las monjas que cocinaba para los niños huérfanos del Hospicio Cabañas, ubicado en el antiguo barrio de San Juan de Dios en el centro de dicho estado.

Jérica era el nombre de la región de donde pertenecía esta novicia, un pueblo en la comunidad de Valencia en la comarca del Alto Palancia en España.

Compartir en facebook
FB
Compartir en twitter
TW
Compartir en whatsapp
WA
Compartir en email
Email
Compartir en telegram
Telegram
Notas relacionadas
Vanessa Claudio

Vanessa Claudio y su agotadora “vida de princesa”

Vanessa Claudio respondió a quienes la critican por llevar una “vida de princesa“. A través de sus redes sociales, la conductora y modelo ironizó sobre esa “vida de princesa” que supuestamente lleva, la cual consiste

Hoy en Unión Jalisco