FEU rechaza 'tarifazo' en transporte público

FEU rechaza 'tarifazo' en transporte público

El académico de la UdeG, Héctor Luis del Toro Chávez, advirtió que es un duro golpe al bolsillo familiar
Redacción I Un1ón Jalisco | 21/11/2018 10:15

El aumento de 36 por ciento a la tarifa del transporte público (de 7 a 9.50 pesos), en específico al modelo ruta-empresa, es un duro golpe al bolsillo de las familias de la Zona Metropolitana de Guadalajara (ZMG), pues no consideró su situación económica y los bajos sueldos de los trabajadores, expresó el investigador de la Universidad de Guadalajara (UdeG), maestro Héctor Luis del Toro Chávez.
Para el tercer trimestre del año, los jaliscienses que perciben de uno a tres salarios mínimos suman 68.1 por ciento de la población ocupada, de acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía, agregó el también académico del Departamento de Estudios de Métodos Cuantitativos, del Centro Universitario de Ciencias Económico Administrativas (CUCEA).

Ante esto, la población hace “malabares” para sobrevivir, ya que, según los estudios del investigador, para adquirir 121 artículos de la canasta básica (alimentos, cuidado personal y del hogar) se requiere un desembolso de 11 mil 221 pesos, por lo que un trabajador debe destinar más de cuatro salarios mensuales para tal fin.

La anterior cifra no incluye servicios como gas, agua potable, electricidad, educación, salud, renta de una casa-habitación o gasto en transporte.

De acuerdo con Del Toro Chávez, una persona aborda cuatro camiones diarios, por lo que si el precio del transporte cuesta siete pesos, gasta 784 pesos al mes.

Pero en una familia no se mueve una sola persona; se mueve el papá y la mamá al trabajo, y pensemos en dos hijos que van a trabajar o a la escuela; entonces, el desembolso de cuatro personas al mes, a siete pesos, ascendería a tres mil 136”.

En tanto que si costara 9 pesos, una familia gastaría cuatro mil 32, advirtió Del Toro Chávez.

 

El presidente de la Federación de Estudiantes Universitarios (FEU), Jesús Medina Varela, sentenció que mientras el transporte público represente muerte, ineficiencia y corrupción, seguirán luchando por su mejora constante.

Lamentó que uno los temas pendientes de la administración estatal es el transporte público y la movilidad, ya que el gobernador prometió dejarlo ordenado y accesible. “A unos días del final (de su mandato), resulta evidente que esas promesas no fueron cumplidas”.

Medina Varela indicó que este estudio técnico de la tarifa social será entregado al próximo Gobernador de Jalisco, así como una propuesta con el fin de mantener y ampliar los subsidios focalizados a sectores poblaciones como los estudiantes; y contemplar el esquema de subvención (incentivo) y una integración tarifaria o progresiva para obtener descuentos.

La integrante del Colectivo Mujer en el Medio, Giovanna Gómez, señaló que los decesos viales deberían catalogarse como siniestros, ya que se pudieron prevenir.

Agregó que las autoridades no han demostrado cambios en la imagen y calidad del servicio, ni mejorado las condiciones laborales de los choferes, y mucho menos la infraestructura vial de la urbe.